jueves, 31 de marzo de 2016

Imagen del día, La Reprimenda

Autor: Fer

Podríamos llamarle "La Reprimeda" anterior, posterior o incluso en una pausa de la sesión de azotes. Una fuerte reprimenda en la cual se le afee la conducta a la spankee infractora y se la ponga en su sitio es imprescindible en toda sesión de nalgadas decente.

Puede ser más o menos humillante, en mi caso no me agrada inflingir humillación lo cual no quiere decir que no sea del gusto de otros spankos, más o menos dura y duradera. Pero en todo caso siempre debe ser seria y por un momento, ya sea por el símbolo de las blancas braguitas a media asta o las manitas detrás, debe producir el efecto de rebajar por un instante toda la insolencia, altanería y arrogancia de la spankee. Ella debe comprender por medio del lenguaje verbal y no verbal dónde está sus sitio y dónde está el sitio del Spanker.

Es una responsabilidad inmensa del Spanker conducir correctamente la sesión para ejecutar correctamente la fase de reprimenda. A la spankee le corresponden aquellas lágrimas de cocodrilo y aquellos consabidos propósitos de enmienda. En todo caso esa imagen es muy representativa de ello, aquí la dejamos para vuestra reflexión y solaz. En esta foto casi se "oyen" las palabras duras del Sapnker, que puede hablar incluso con un tono y un volumen muy bajo y también se "oye" a la spankee sorber un poco su llanto que ha entrado en una fase de serena, a lo mejor aparente, aceptación de las sabias palabras del Spanker.

Si has vivido una situación como esta, tanto como spankee o en la contraparte del Sapanker nos gustaría mucho que en los comentarios nos la contases ¿te atreves?

7 comentarios:

gavi dijo...

¿Aceptar las sabias palabras? JJaaJJjjaaa! Antes que nada querido Fer.... prrrrrrt!
Me alegra saber de alguien más que no gusta de la humillación en este "deporte" ja! En realidad siento que somos los menos. Será?
Que me regañen viéndome a los ojos... no no no.... mala cosa porque me ganaría la risa!! Sin embargo el regaño mientras cae la lluvia de duras nalgadas, sí que hace que me arrepienta de tooooodo y más!! Dicho está.

Un besito.

amigospanko dijo...

Menos mal que una spankee se arrepiente de algo... pese a su "prrrrrt" también muy propio de su condición

Anónimo dijo...

Nada como una buena reprimenda como complemento a una buena azotaina. Si señor.
¿La guapita del fondo de ojos claros de que se ríe? grrrr.
Spankorro.

Anónimo dijo...

Fundamental la reprimenda anterior al castigo, que va en tono sensato hasta que la spankee cae en si de que realmente 'se pasó de la raya'. Sin esa preliminar no hay 'sentido' para guiar lo que vendrá después o.Ó.

(un gusto volver primero a este blog y de a poco, al mundo spanko nuevamente).

DL _ Domme Lili.

amigospanko dijo...

Qué afortunados somos de reencontranos!!

Juanspanker dijo...

Mi buena Gavi... En el spanking según mi punto de vista, no existe la humillación como propiamente se puede decir. Ya que en el spanking lo que hace un spanker es regañar a la spankee, y la vergüenza que esta pueda sufrir, no es mas, que por sus faltas o comportamiento. Al menos yo como spanker no humillo a mis amigas spankee´s cuando las castigo, ni las vejo comparándolas con animalitos, como podría dar lugar en otros juegos.

amigospanko dijo...

De todas formas, hay personas que en el juego spanko adoptan la humillación como un estímulo más. No por ello dejar de ser spankos. Parece que ninguno de los involucrados en esta conversación somos de esa "escuela"

DL_Domme Lili: qué contento estoy de verte aquí!!